Los Multicaminos de la vida / The Multiways of life

Visitame Donde Estoy! Visit Me Where I am!

Monday, May 11, 2009

Starbucks Parte II

El: Hey, hola. Ya te vas?

Yo: Bueno, si, no pense verte otra vez.

El: Siento que no pude estar aqui el domingo pasado.

Yo: Bien, pues si quieres, podemos caminar.

El: Si quiero. Adonde vas?

Yo: Al parque.

El: Caminas desde aquí?

Yo: Si. Por qué? Te parece estraño?

El: Si, por aqui pasan como 4 autobuses que te llevan hacia el mismo lugar.

Yo: Me gusta tomarme mi tiempo.

El: (sonrie) Bien.

Yo: Cuentame algo.

El: Como un chiste?

Yo: No. Una anécdota. Un pensamiento. Un recuerdo. O si lo deseas, un secreto.

El: Ok. Ummm. Recuerdo cuando mi madre me sacaba a pasear. Realmente no eran paseos. Eran mas como cosas que ella hacía mientras yo la acompañaba. Un dia fuimos a una mueblería y yo me puse un poco inquieto. Mis pantalones se quedaron atascados con los pies de una mesa y en el intento de soltarme no solamente rasgué mis pantalones, sino que también rompí la lámpara que estaba sobre la mesa, y caí al suelo.

Yo: Umm.

El: Lloré tanto. No tan solo por el golpe sino por la expresión en la cara de mi madre, como de verguenza y de enojo a la vez. Y de repente llegó esta señora mucho mayor que mi madre que trabajaba allí, y me llevó a su oficina para usar el baño, lavar mi cara y poner un par de alfileres en mis pantalones. Su oficina tenía un aroma muy parecido al caramelo de piña que se hace en mi país. Ella me miró, y sonrió. Me dijo: Cuando seas grande, te caerás muchas veces, y sentirás miedo, y te dará verguenza y te mirarán como si les debieses algo. Pero siempre te volverás a levantar. Así que acostumbrate a caerte, hasta que ya no tengas necesidad de llorar cuando lo hagas. Te darás cuenta que lo único que importa es que seas quien eres, que tu estés feliz. La gente nunca estará contenta con lo que hagas, no importa lo que sea que hagas, así que más vale hacer exactamente lo que tu quieras de a primeras.

Yo: Wow. Recuerdas todo eso?

El: No. Fue algo parecido lo que me dijo. Me tomó años comprender a lo que se refería. Pero estoy convencido de que eso fue lo que quiso decir.

Yo: Cuantos años tenias?

El: Tenía 10 años. Por qué me miras asi?

Yo: Nada. Es que tienes esta expresión cuando recuerdas cosas, como si estuvieses allí mismo. Hablas como si no fuese un recuerdo. Olvídalo.

El: No. Si te entiendo. Es que no me daba cuenta de que hacía eso. (Pausa) Entonces, seguiremos conversando sin conocernos?

Yo: Nos estamos conociendo.

El: No...

Yo: Sé a lo que te refieres. Pero cuánto importa eso realmente?

El: En algun momento debe de importar. Yo no les doy mi nombre solo a personas que no me interesa conocer. Esto es peligroso. Qué sucede si nunca más te vuelvo a ver?

Yo: Qué sucede?

El: Te quedarías en mi cabeza sin ninguna razón para salir.

Yo: No es el hecho de que no me veas una razón para salir de tu cabeza?

El: No. Es exactamente lo contrario. Hasta que no te conozca realmente no podré sacarte de mi cabeza.

Yo: Pero olvidaste que estaría aqui el domingo pasado

El: No. Tuve una emergencia el domingo pasado. Me pasé toda la semana tratando de encontrarte otra vez.

Yo: De veras?

El: Si. Hasta les pregunté a los empleados si te habían visto.

Yo: (Sonrío) Eso me agrada.

El: Me agrada hablar contigo. Quieres sentarte aquí?

Yo: No. Entremos al Fort Tryon.

El: Sentemonos aquí primero.

Yo: (extrañada) Ok. (pausa) Qué hacemos aquí?

El: Ok, perdón, me gusta observar a los niños jugar. Son mis minutos de comedia.

Yo: Ok...

El: Por ejemplo, mira a aquel niño. Corre, sube, juega, hace caer a los demás niños mientras su madre va tras de él suplicándole que se calme. En algún momento ese niño se golpeará con algo, y antes de recuperarse de su aparente intermitente llanto, verá otro lugar de interés y continuará jugando.

Yo: Si es gracioso. Pero más que gracioso es interesante Es como lo que me contaste cuando tenias 10 años. El vuelve sin rasguño alguno a la carrera.

El: Es cierto. Y ves las niñas mas pequeñitas que apenas aprendieron a caminar? Se emocionan tanto por subir las escaleras, el tobogán y todo lo demás, pero terminan no querer hacerlo porque tienen miedo de caerse. Eso tambien es interesante.

Yo: Si. Y entonces quién eres? El niño que nunca se detiene o las niñas que no se atreven?

El: Creo que soy un poco de ambos.

Yo: Yo también lo soy. (Pausa) Qué harías si hoy fuese el último día que nos encontraramos?

El: Por qué? Eso es lo que quieres?

Yo: No. Solo tengo curiosidad. Que harías?

El: Bueno. Primero que todo sería totalmente honesto.

Yo: mhmm...

El: (sonrie) No lo haré! Seguro que te veré después de hoy!

Yo: Quién decide eso?

El: Tu, creo. Me tienes un poco confundido.

Yo: Lo sé.

El: Y por qué lo haces?

Yo: Me hace saber cosas.

El: Pero no es muy bueno para mi.

Yo: Lo sé. Lo siento. No me gusta ser asi. Solo soy cautelosa.

El: Harías una excepción?

Yo: (Pausa) Voy a hacer una excepcion de un tamaño gicantesco. Te diré lo que nunca le he dicho a nadie en mi vida y ni siquiera quiero pensar en lo que eso significaría. Pero debes entender que después de eso me darás tu número de teléfono. Yo me iré. Y esperaré varios dias hasta que recobre mi sentido común, hasta que parezca como si te hubiese olvidado completamente.

El: Por qué debe suceder así?

Yo: Es que tiendo a ser increíblemente razonable, pero de repente tengo emociones incontrolables que bloquean mi razón. No me siento como yo, por lo tanto no soy yo, y me asusto, y arruino todo.

El: Creo que te comprendo. Y bien. Dime lo que me vas a decir.

Yo: (Gran pausa) Ok.

Pienso que eres increiblemente atractivo. Pudiera escribir volumenes completos de las cosas tan simples que tienes pero tan raras de encontrar. Tengo unas ganas incontrolables de besarte, pero no lo haré, porque tengo miedo de que esto se detenga en una simple atracción física y eso solo hace que el momento en que lo haga, si es que que lo hago, sea más especial. Tengo miedo de que no me correspondas, pero aun más de que lo hagas. Y ahora no quiero que me digas nada más que me des tu número e irme porque si me sigues mirando así el corazón se me va a salir.

El: (Sonrie) Toma. Llamame cuando quieras.

Yo: Adiós.

El: Adiós.

Yo: Espera. No vas a decir nada?

El: No querías que lo hiciera.

Yo: No una reacción completa, pero algo...

El: Ok. Yo también.

Yo: (Sonrío) Adiós.

3 comments:

Mar said...

wow ... I have got to talk to u on the phone! I love it!

Cyd said...

Cuantos cafés tomaron?

Anonymous said...

Hello... encontré tu blog por ahi y lei este diálogo y me encantó!!! :D

Amanecer en Santo Domingo/Sunrise in Santo Domingo

Amanecer en Santo Domingo/Sunrise in Santo Domingo

All Rights Reserved/Todos Los Derechos Reservados

Creative Commons License
Multifaceted Blogger by Anel Vicente is licensed under a Creative Commons Attribution-Noncommercial-No Derivative Works 3.0 United States License.

All pictures on this blog have been taken from Google. If they aren't, they will be expressed in the MultiPictures/MultiFotos labels. Those are of my possesion and cannot be distributed, published, altered or taken without my written consent.

MultiFollowers